•  
    Blog de Solmicro

    ¿Qué sabes de soluciones de gestión?

Slide background

El ERP con el que tu
empresa estará OK

SABER MÁS
multicloud nube híbrida

En este artículo queremos mostrarte en qué consiste exactamente el multicloud, cómo funciona, por qué es necesario y qué ventajas tiene, así como el rendimiento de este tipo de entornos de nubes múltiples y su grado de latencia y seguridad.

En qué consiste el multicloud

El desarrollo de los servicios cloud ha dado lugar a una gran oferta de soluciones en la nube, lo que ha desatado un debate entre cuál puede ser la mejor arquitectura de nube: nube pública, nube híbrida o nube privada.

Lo cierto es que, sin embargo, las empresas se ven en la necesidad de utilizar y gestionar diversas plataformas, dejando algunos datos en la nube pública, mientras que otros de mayor sensibilidad se han almacenado y procesado a nivel interno.

Esto ha dado lugar a que los servicios multicloud se conviertan en la solución más flexible y cómoda para que las empresas no tengan que depender al 100% de la nube pública, pero que al mismo tiempo puedan gestionar todo desde un mismo entorno, donde se combinan soluciones dedicadas y públicas.

Cuando las empresas almacenan sus datos en una única nube, aumenta considerablemente el riesgo en términos de seguridad y latencia. Suponiendo que por ejemplo un host se caiga, en un entorno multicloud aún podrías seguir accediendo a los datos a través de otra plataforma, ya que la información no estaría localizada en un espacio único.

Cómo funciona el multicloud

A través de los servicios multicloud, un cliente puede gestionar diversas aplicaciones de la empresa con varios proveedores, desde el software ERP hasta el correo electrónico o el almacenamiento virtual, sin tener que depender de una sola nube, lo que aporta al cliente una mayor flexibilidad y versatilidad.

Generalmente, se destinan las nubes públicas a almacenar aquellos datos y aplicaciones que requieren de menos carga de trabajo, y con información menos sensible para la empresa. Y por otro lado, las nubes privadas suelen almacenar los datos que requieren una mayor de seguridad y requieren de un mejor rendimiento.

De esta manera, la empresa consigue mejorar en diversos aspectos:

  • · Ahorro de costes: no se requiere de tanta infraestructura, porque parte de los datos están virtualizados con proveedores de software en la nube pública.
  • · Mayor seguridad: al no estar todos los datos almacenados en una sola nube, no dependemos de un solo proveedor, y por tanto, se aumenta la seguridad porque disponemos de una mayor redundancia.
  • · Mayor rendimiento: si se producen fallos en los servidores de cualquier nube, aún podemos acceder a la información a través de otras plataformas cloud, de manera que un fallo en el rendimiento o una caída del host no nos afectarán negativamente y sin que haya solución.
  • · Mayor productividad: se reducen los tiempos de actividad, ya que trabajamos desde un mismo entorno multicloud, y al disfrutar de un mayor rendimiento, se acelerar los procesos y se puede gestionar mejor la transmisión de datos y la carga de trabajo.

Por qué es necesario el multicloud

A medida que una empresa va creciendo, también es mayor el número de aplicaciones y funcionalidades que se requieren. Si el número de clientes aumenta, la infraestructura también se vuelve más compleja y hay una mayor cantidad de datos que gestionar.

Lo mismo ocurre si se van a implementar soluciones de Big Data o inteligencia artificial, que se requiere de un entorno que permita tener una mayor latencia y evitar que el rendimiento de nuestra nube dependa de un único proveedor.

Las empresas requieren también de reducir los costes del mantenimiento de sus propias infraestructuras, ya que en muchas ocasiones se pueden implementar aplicaciones específicas en una nube pública para tener mayor flexibilidad a la hora de escalar recursos.

El hecho de trabajar con un entorno multicloud permite también la mejora de la seguridad de los datos, ya que podemos instalar las aplicaciones necesarias en la nube que más nos convenga según el grado de protección que queramos darle a nuestros datos.

Los entornos multicloud son ya una tendencia creciente en las empresas a la hora de gestionar su información. El paso a la transformación digital implica no depender de un solo proveedor y poder disponer de un adecuado equilibrio entre la información almacenada en nuestra propia nube y las nubes públicas, pero de una forma integrada, flexible y eficaz que permita la migración de datos de manera ágil y que nos proporcione una interfaz sencilla e intuitiva para la gestión y procesamiento de la información.

¡Vota!
(3 votes)

Leave a Comment.